martes, 8 de marzo de 2011

Soy, estoy o parezco

Soy el que no levanta la vista del suelo
Esperando descifrar los arcanos de mil hormigas
Sin mirarlas a los ojos

Soy el que encuentra el éxtasis
Una vez a la semana, deambulando
Bajo el calor de colores despejados

Soy el que ve amanecer en los reflejos
Que se filtran por un cristal minúsculo
Ensuciando las paredes que rodean el sueño

Soy el que se acuesta sin estar cansado
Para volar y desear, para lograr y querer

Soy un pez sobreviviendo entre lodo
Porque al río le sobran agallas

Soy una herida reciente
Descubriéndole a un niño un secreto de vida

Soy el dolor que provoca las lágrimas
Que condenarán la amargura

Soy la sed que nadie saciará
Porque no beberé un elixir hipócrita
En una danza sangrienta de resurrección

Soy el que nadie conoce
Al que sólo pueden  buscar hurgando en el humo

Soy el vicio saciado siete días al mes
Porque las fantasías se hacen carne
Y la perversión nunca duerme

Soy un ritmo que necesita una melodía
El compás lo marcan mis latidos
Detrás de mis pasos, siempre detrás.

5 comentarios:

  1. mi apluso también,
    me ha gustado mucho,

    me quedo con la herida reciente descubriéndole a un niño un secreto de vida.
    muy bueno, de verdad.
    un beso.

    ResponderEliminar
  2. Seguiremos hurgando en el humo, ¿no?

    ResponderEliminar
  3. Gracias por los comentarios, me alegro de que os guste... a mí también me gusta bastante, aunque con tanta lectura ha ido perdiendo un poco jeje
    ersebeth... por supuesto, aunque detrás del humo siempre hay una llama, cuidado con quemarse ;)

    ResponderEliminar
  4. He visto esos "reflejos minúsculos", no sólo ensuciar, sino tambièn destruir las paredes de un sueño,pero aùn asì se puede, desear,volar, querer...y Ser

    ResponderEliminar